EE. UU. analiza cómo sancionar a China por el envío de opioides sintéticos ilícitos

Por Charlotte Cuthbertson - La Gran Época

WASHINGTON, Estados Unidos – Los legisladores estadounidenses están buscando maneras de responsabilizar a China por su papel en la crisis de los opioides.

China es la fuente de la mayoría de los opioides sintéticos ilícitos que terminan en Estados Unidos, ya sea a través del sistema postal o a través de México y Canadá.

Más de 71.500 estadounidenses murieron por sobredosis de drogas en 2017, según datos provisionales publicados el 15 de agosto por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Más del 40 por ciento de esas muertes se pueden atribuir a los opioides sintéticos como el fentanilo, que originalmente se había desarrollado para uso analgésico y anestésico.

El fentanilo es entre 50 y 100 veces más potente que la heroína: dos miligramos de fentanilo es una dosis letal para un usuario no opioide. Se lo suele mezclar con heroína o se presiona en pastillas falsas hechas para que parezcan medicamentos recetados reales, haciéndolos más mortales.

Nueva York. bolsas de heroína, algunas con fentanilo, se muestran antes de una conferencia de prensa sobre una importante redada de drogas, en la oficina del Fiscal General de Nueva York, 23 de septiembre de 2016. (Drew Angerer/Getty Images)

“Sé que [China] podría ofenderse por cualquier cosa que digamos aquí, pero tenemos que ser sinceros: nuestros hermanos y hermanas estadounidenses están muriendo en cada uno de nuestros distritos”, dijo el representante republicano Chris Smith de Nueva Jersey, presidente del Subcomité de Asuntos Exteriores de la Cámara para África, salud mundial, derechos humanos mundiales y organizaciones internacionales, en una audiencia en Capitol Hill el 6 de septiembre.

“Los funcionarios chinos han eludido repetidamente la culpa por contribuir a la crisis del fentanilo”, dijo.

Una cápsula de gel que contiene heroína y fentanilo se vende por alrededor de USD 8 en Ohio. (Charlotte Cuthbertson / La Gran Época)

Altos funcionarios chinos han rechazado cualquier culpa diciendo que no hay pruebas de que el fentanilo ilícito provenga de China, y que Estados Unidos debería enfocarse en controlar la demanda, dijo Smith.

Paul Knierim, subjefe de operaciones de aplicación mundial para la Administración para el Control de Drogas (DEA), dijo que China es uno de los principales productores mundiales de los precursores químicos utilizados para fabricar metanfetamina y fentanilo, así como de los químicos utilizados para procesar heroína y cocaína.

“En los últimos años, la DEA ha identificado numerosas sustancias ilícitas de la clase del fentanilo y cientos de drogas sintéticas de al menos ocho clases diferentes, la gran mayoría de las cuales se fabrican en China”, dijo Knierim.

“Debido a su bajo rango de dosificación y potencia, un kilogramo de fentanilo comprado en China por entre USD 3000 y USD 5.000 puede generar más de USD 1,5 millones en ingresos en el mercado ilícito, con el potencial de ser letal para 500.000 personas”.

A través del sistema postal

Knierim dijo que los narcotraficantes suelen usar agentes de carga –compañías que organizan la importación y exportación de bienes– para enviar fentanilo a Estados Unidos, México y Canadá.

“El proveedor original proporcionará el paquete a una empresa o persona de transporte de carga, quien lo transfiere a otro agente de carga que toma la custodia y presenta el paquete a la aduana para su exportación”, dijo Knierim.

“La combinación de una cadena de transportadores y las múltiples transferencias de custodia, hacen que sea difícil para las autoridades hacer un seguimiento de estos paquetes. A menudo, el paquete tendrá intencionalmente información falsa, incompleta y/o inexacta”.

Paul Knierim, subdirector de operaciones de aplicación mundial de la DEA, habla en una audiencia sobre la producción de fentanilo en China, en Washington el 6 de septiembre de 2018. (Samira Bouaou / La Gran Época)

Para paquetes pequeños, el Servicio Postal de Estados Unidos es el método preferido por los traficantes de drogas, ya que el volumen total de paquetes es alto y se requiere menos información para pasar un paquete.

El Servicio Postal de EE. UU. se encargó de más de 275 millones de paquetes internacionales entrantes en 2016, según un informe de investigación realizado por el Subcomité Permanente de Investigaciones del Senado y publicado en enero.

Ese volumen es tres veces más grande que el volumen combinado (aproximadamente 65,7 millones) manejado por los tres servicios expresos más grandes: FedEx, UPS y DHL.

En promedio, para el año calendario 2017, el 64 por ciento (o 204 millones) de paquetes enviados a Estados Unidos no tenían datos electrónicos avanzados sobre “quién envió el paquete, hacia dónde se dirigía el paquete o qué contenía el paquete”, según el informe.

En Estados Unidos, Aduana y Protección de Fronteras (CBP) es el organismo responsable de identificar los paquetes sospechosos enviados a través del correo internacional, principalmente en centros de correo ubicados en los cinco aeropuertos principales: Nueva York, Chicago, Los Ángeles, San Francisco y Miami.

Sin embargo, durante muchos años, los paquetes de China no fueron enviados desde el Servicio Postal al CBP para su inspección, debido al alto volumen.

Cooperación

Kirsten Madison, secretaria de Estado adjunta para asuntos internacionales de narcóticos y aplicación de la ley, dijo que el Departamento de Estado está tratando de profundizar la cooperación antinarcóticos con China.

“Esta cooperación bilateral ha dado resultados concretos incluyendo arrestos, incautaciones y desmantelamientos de laboratorios clandestinos por parte de las autoridades policiales chinas”, dijo.

El Departamento de Justicia anunció sus primeras imputaciones contra dos fabricantes chinos de fentanilo y otras sustancias opiáceas el año pasado.

Aproximadamente 160.000 compañías químicas operan en China, según el Departamento de Estado.

Kirsten Madison, secretaria de Estado adjunta para asuntos internacionales de narcóticos y aplicación de la ley, habla en una audiencia sobre la producción de fentanilo de China, en Washington el 6 de septiembre de 2018. (Samira Bouaou / La Gran Época)

El 29 de agosto, China agregó otras 32 sustancias psicoactivas nuevas, incluyendo análogos de fentanilo a su lista de sustancias controladas, lo que arroja un total de 175 sustancias desde 2015. Sin embargo, los químicos clandestinos pueden fácilmente seguir desarrollando y sintetizando nuevos opioides sintéticos que no aparecen en ningún programa de sustancias controladas, dijo Knierim.

“Lamentablemente estas sustancias suelen descubrirse por primera vez cuando la DEA recibe informes de hospitales locales y forenses en relación a una avalancha de sobredosis”, explicó.

“Desafortunadamente, el proceso existente para programar temporalmente una sustancia es reaccionario y no lo suficientemente ágil como para mantenerse actualizado con los malos participantes que fabrican sustancias ilícitas con el propósito expreso de eludir nuestras leyes”.

La DEA ha estado operando una oficina en Beijing durante los últimos 30 años para trabajar con el régimen chino. Knierim dijo que la agencia también planea abrir oficinas en Guangzhou y Shanghai.

Un hombre exhibe su tatuaje en una cocina de Clarksburg el 22 de agosto de 2018 en Clarksburg, Virginia Occidental. A partir de 2016, el estado tuvo la tasa más alta de muertes por sobredosis relacionadas con opiáceos en los Estados Unidos, a 43.4 muertes por cada 100,000 personas. (Spencer Platt / Getty Images)

Motivación limitada

La adicción a opiáceos no es un problema en China, y Smith duda de que el régimen tenga una verdadera motivación para frenar el flujo.

“Los chinos han sido maestros en pretender estar en conformidad con los tratados internacionales”, dijo, citando el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos. “Han exprimido ese gran momento, durante años”.

“Para un Estado policial como China, si es serio, no le toma mucho tomar medidas fuertes”, dijo. “Ciertamente toman medidas fuertes contra la disidencia, toman medidas fuertes contra los sindicatos. […] Saben lo que dicen las personas cuando visitan Facebook o cualquier otra red social. Sus habilidades allí son increíbles”.

Smith le preguntó a Madison si el Departamento de Estado analizaría el uso de la Ley Global Magnitsky, que apunta a funcionarios corruptos y abusadores de los derechos humanos, contra los funcionarios chinos que podrían ser cómplices del tráfico ilícito de opiáceos.

“Tal vez es hora de que comencemos a pensar de manera innovadora y utilicemos algo como Global Magnitsky para garantizar que los funcionarios chinos corruptos y los narcotraficantes rindan cuentas”, dijo.

“He presidido más de 65 audiencias sobre abusos de los derechos humanos en China, y la complicidad del gobierno chino en el abuso de los derechos humanos es legendaria. Es muy horrible”.

Para ayuda

Si usted o alguien que usted conoce necesita ayuda por una adicción a los opiáceos, llame a la línea de ayuda nacional:

1-800-662-HELP (4357)

O encuentre recursos en línea en SAMHSA.gov

***

A continuación

Cómo los médicos en China se convierten en asesinos

El excirujano chino Enver Tohti dijo que fue convertido en un “robot” asesino mientras pensaba que estaba trabajando para “una gran causa”

 
 
 

El régimen venezolano está adoptando un sistema de control social ‘Made in China’ del gigante de telecomunicaciones ZTE

El régimen venezolano está adoptando un sistema de control social ‘Made in China’ del gigante de telecomunicaciones ZTE
Con el propósito de ejercer cada vez más el control sobre la población venezolana, el régimen de Nicolás ...
LEER MÁS >
 

Estudiantes comparten cómo la danza china les ayuda a reconectarse con su cultura

Estudiantes comparten cómo la danza china les ayuda a reconectarse con su cultura
La 8º Competencia Internacional de Danza Clásica China, organizada por New Tang Dynasty (NTD), atrajo a más de ...
LEER MÁS >
 

¿Transformarán a China las políticas comerciales de Trump?

¿Transformarán a China las políticas comerciales de Trump?
Opinión ¿Acaso las nuevas y estrictas políticas comerciales del presidente Donald Trump harán pedazos los sueños del régimen ...
LEER MÁS >
 

El muro de Berlín y el hogar cárcel del comunismo

El muro de Berlín y el hogar cárcel del comunismo
Por casi 30 años, el Muro de Berlín simbolizó la lucha entre la democracia de Occidente y la ...
LEER MÁS >